LONDRES, (EFE).- Un grupo de piratas informáticos que supuestamente pretende combatir la propaganda del Estado Islámico (EI) en internet se ha responsabilizado del ciberataque que afectó a la BBC el pasado jueves, informa hoy la cadena pública.

La BBC afirma que su corresponsal de tecnología, Rory Cellan-Jones, ha recibido un mensaje de Twitter de un grupo radicado en Estados Unidos llamado “New World Hacking” en el que éste explica que lanzó el ataque “para comprobar la eficacia” de sus servidores, y asegura que no era su intención que durara varias horas.

El 31 de diciembre, los servicios digitales de la BBC quedaron suspendidos durante varias horas por un ataque de denegación de servicio, al recibir tráfico desde muchas fuentes.

Oficialmente, la BBC reconoció que había un problema técnico pero no dio detalles de qué pudo haberlo causado.

En un tuiteo a Cellan-Jones, New World Hacking informa de que es un grupo radicado en EEUU que pretende “socavar las páginas web afiliadas” al EI y de miembros del grupo extremista.

“Nos damos cuenta de que lo que hacemos no es siempre la decisión correcta, pero sin piratas informáticos… ¿quién hay para luchar contra los terroristas en internet?”, afirman los autores.

“La razón por la que intervenimos en la BBC fue para comprobar la eficacia de nuestros servidores”, explicaron.

El grupo aseguró además en otro mensaje en la red social que no planeaba hundir los servicios digitales de la cadena pública “durante tantas horas”. EFE

Deja un comentario