Washington, EFE.- Seis personas han perdido la vida, varios de ellos excursionistas, y multitud de incendios forestales se han declarado en el suroeste de EEUU, en los estados de Nuevo México, Arizona y California, a causa de una fuerte ola de calor que afecta estos días la región.

Las fuerzas de rescate hallaron hoy el cuerpo de un ciudadano alemán de 33 años en una zona natural del sur de Arizona, y determinaron que había muerto a causa del calor y la deshidratación al salir de excursión bajo el intenso Sol con otras dos personas, una de las cuales también falleció.

Sólo en los últimos cuatro días, y contando este último cuerpo hallado hoy, seis personas han fallecido a causa del calor en Arizona, en su mayoría excursionistas que se aventuraron a salir al campo pese a las temperaturas extremas.

Esa zona del país, en gran parte desértica, registra estos días temperaturas que pueden superar los 48 grados celsios, según el Servicio Nacional de Meteorología de EEUU, lo que, unido a la sequía crónica que arrastra el terreno, ha contribuido a desatar multitud de fuegos que queman con virulencia.

En el caso de California, los fuegos de Sherpa en Santa Bárbara y de Border en San Diego ya han arrasado 3.225 y 2.436 hectáreas respectivamente, aunque el que más ha crecido en las últimas horas es el de San Gabriel, muy cerca de Los Ángeles, que ha forzado a evacuar 770 hogares y ya ha quemado 2.185 hectáreas.

Los bomberos también luchan contra dos grandes incendios declarados en Nuevo México que han quemado conjuntamente unas 21.400 hectáreas y contra tres fuegos en Arizona que han arrasado en total 26.300 hectáreas. EFE

Deja un comentario