SANTO DOMINGO.- Tal como está consignado en la Ley 260-15, que aprueba el Presupuesto General del Estado para el año 2016, el Gobierno de la República Dominicana colocó hoy Bonos Soberanos por un monto de US$ 1,000 millones en el mercado global de capitales.

La colocación se realizó a un plazo de 10 años y a una tasa de 6.875%. Son parte del Plan de Financiamiento del presente año aprobado en la referida ley.

A pesar de la volatilidad que ha caracterizado a los mercados financieros internacionales desde inicios de año, la colocación fue exitosa y la demanda total  por el Bono Soberano Dominicano fue muy superior al monto ofertado por el país.

Para lograr estos resultados los inversionistas valoraron el excelente desempeño económico que ha tenido el país en los últimos 12 meses, siendo la economía de América Latina de mayor crecimiento económico, con una de las tasas de inflación más bajas; y con un proceso de consolidación fiscal que llevó las cuentas fiscales a tener un superávit primario al cierre del pasado año.

También los inversionistas han tomado en cuenta el gran impacto positivo que ha tenido sobre el país la reducción de los precios del petróleo en el mercado internacional, el menor déficit de las cuentas externas, la acumulación adicional de reservas internacionales, la mejora reciente en la calificación crediticia del país; y la buena gestión de la deuda pública, evidenciada por ejemplo, con el reconocimiento que recibió el Gobierno Dominicano por la revista financiera Latin Finance hace unos días.

La demanda total recibida fue de aproximadamente 2,800 millones de dólares. Es decir, casi tres veces más que el monto ofertado; esto a pesar de que el libro de órdenes solo se dejó abierto por unas tres horas. En vista de la alta demanda se procedió a cerrar la transacción a la tasa de 6.875%.

En total se recibieron más de 150 órdenes y esta demanda provino de inversionistas de distintos países y regiones del mundo, incluyendo Estados Unidos, Europa, América Latina y locales.

El equipo dominicano estuvo liderado por el Ministro de Hacienda, Simón Lizardo Mézquita, con el apoyo técnico de la Dirección General de Crédito Público. El cierre de la transacción se realizó en New York, sirviendo como agentes líderes de la transacción los bancos de inversión J. P. Morgan y Deustche Bank; y Banreservas como co-manager.

Deja un comentario