El 35% de los dominicanos con edades entre los 18 a 70 años padecen de presión alta, mientras el 26% tiene problemas de obesidad, en su mayoría mujeres, con el agravante de que en el último caso, alrededor de un 16% es diabético y lo desconoce, lo que especialistas en la materia consideran un escándalo.

Asimismo, 22% tiene colesterol del malo (grasa en la sangre) y el 60% del bueno, lo que se atribuye a la falta de ejercicios, y el 25% es positivo a los triglicéridos.

Estos son los resultados del estudio Factores de Riesgo Cardiovascular y Síndrome Metabólico en la República Dominicana (Efricard II), realizado por los doctores Rafael Pichardo y Ángel González Medina, del Instituto Dominicano de Cardiología; y los especialistas Wilson Ramírez y Petronila Martínez, de la Sociedad Dominicana de Cardiología, así como los médicos Félix Escaño y Yanet Vélez, de la Sociedad Dominicana de Endocrinología.

La muestra fue de 4,976 personas con edades de 18 a 70 años del Distrito Nacional y las provincias más pobladas con un porcentaje de error de 1.5. Los resultados confirman que los problemas cardiovasculares son la primera causa de muerte en República Dominicana.

La investigación también revela que de la población investigada, el 50% tiene seguro médico y de éstos el 26% está afiliado al Seguro Nacional de Salud (Senasa).

De ese 50%, 41% padecen hipertensión arterial y pertenecen al Régimen Subsidiado, mientras 37% es del Contributivo. En el tema de la obesidad general, 32% son del Contributivo y 30.3% provenían del Subsidiado. La obesidad visceral en los subsidiados es de 68.3% y de 72.4% para los que pertenecen al contributivo. La obesidad general afecta al 30.8% de esos asegurados. En cuanto a quienes padecen diabetes mellitus, 22.1% son del Régimen Contributivo y 23. 0% son del Subsidiado.

La investigación, que refleja la vida sedentaria y mala alimentación de los dominicanos, fue realizada por encargo de la directora ejecutiva del Senasa, Altagracia Guzmán Marcelino, en 2010, para conocer la situación de salud de los dominicanos. El costo fue superior a los RD$5 millones.

Guzmán Marcelino aprovechó la presentación de los resultados para señalar que ahora más que nunca se debe trabajar en la promoción y prevención de la salud y la estrategia de la Atención Primaria en Salud.

Un dato que los investigadores consideran positivo es que la población de fumadores bajó de 20% en 1998 a un 8% y el analfabetismo de un 15% a un 9%.

Dejar respuesta