SANTO DOMINGO.- El Partido Reformista Social Cristiano (PRSC) declaró hoy que la República Dominicana hace un “gran sacrificio” regalando  decenas de millones de pesos en alimentos y medicina a Haití, para que ahora con una “actitud ingrata” sectores influyentes de ese país rechacen esa ayuda humanitaria y llegan al extremo de darle un plazo de 24 horas a los soldados criollos para que abandonaran esa nación.

El presidente del PRSC, ingeniero Federico Antún Batlle (Quique), dijo que la situación económica del país no es para estar regalando tanto dinero en comida, medicamentos, reconstrucción de carreteras y electrificación al gobierno de Haití, “cuando una parte importante de la población dominicana está pasando hambre y muriendo por falta de medicina en los hospitales”.

 “Algunos sectores haitianos, sobre todo la clase dominante, han demostrado que son unos ingratos, y siempre lo han sido, a pesar de la ayuda que recibe ese país del pueblo dominicano, que también vive en una situación económica muy difícil con una parte importante de la población envuelta en la pobreza y la indigencia”, dijo.

Agregó en ese sentido, que esos sectores no valoran el sacrificio que ha hecho el pueblo dominicano para enviarle esa ayuda humanitaria, “cuando deben entender que estamos siendo demasiado desprendido y humano, dejando de comer para darle a otro”.

 Señaló que las tropas dominicanas que estaban en el territorio haitiano tuvieron que abandonar ayer rápidamente ese país tras el plazo de las 24 horas que dio un grupo de senadores.

 Quique Antún sostuvo que fue una “exageración” del gobierno del Partido de la Liberación Dominicana (PLD) enviar más de 500 camiones repletos de comida y medicina, vacunas, colchones y plantas de potabilización de agua al vecino país, “cuando millones de dominicanos no tienen qué comer ni tampoco tienen electricidad ni agua potable”.

 “Aquí mucha gente pasa hambre y muere por no tener unos cuantos pesos para comprar medicina, mientras el gobierno del PLD regala decenas de millones de pesos a ciudadanos de otro país”, dijo.

 Explicó que todos los dominicanos lamentan la tragedia que vive el pueblo haitiano tras el paso por ese país del huracán Matthew, “y nos unimos al dolor por el que están atravesando los vecinos haitianos, pero lamentablemente la actual situación económica de la República Dominicana no es para hacer ese tipo de donación, y mucho menos para que nos paguen con esa ingratitud extrema dándole un plazo de 24 horas a los soldados dominicanos que fueron a vigilar el convoy de ayuda humanitaria”.

“El gobierno del PLD pudo haber enviado a Haití una brigada de médicos y socorristas para ayudar a los damnificados del vecino país, y de esta manera estaba colaborando y solidarizándose con el pueblo haitiano”, dijo.

El líder reformista explicó que también exageraron enviando a Haití un equipo integrado por una veintena de ingenieros para el restablecimiento de vías y electrificación de varias ciudades de ese país, en cuyos trabajos igualmente gastarán millones de pesos del presupuesto nacional, “cuando en República Dominicana tenemos cantidades de carreteras y caminos vecinales destruidos y comunidades completas reclamando el servicio de energía eléctrica y agua potable”.

 “Ahora mismo los trabajos del Plan Social de la Presidencia, los Comedores Económicos, Obras Publicas, Agricultura y la Corporación Dominicana de Empresas Eléctricas Estatales (CDEEE) están centrados en Haití, mientras se descuida obras prioritarias en la Republica Dominicana”, agregó.

Deja un comentario