Jean Alain Rodríguez, director del CEI-RD

Santo Domingo.- El procurador general de la República, Jean Rodríguez, instó a la ciudadanía a “unirse como un gran ejército de paz”, para desplazar el accionar machista y posicionar una cultura de amor, diálogo y respeto mutuo en la pareja.

En ese sentido, Rodríguez aseguró que no basta con fortalecer el régimen de consecuencia contra quienes abusen física o psicológicamente contra una mujer, tras indicar que hay que trabajar a fondo para evitar que la sociedad “siga manteniendo permisividad y tolerancia ante este flagelo que en las últimas décadas ha causado tantas muertes, llanto y dolor”.

Durante el conversatorio, Rodríguez manifestó ante un centenar de miembros de juntas de vecinos en un encuentro sostenido en la Escuela Básica Doña Socorro, en Los Girasoles del Distrito Nacional, “que cada componente de la sociedad, tiene un rol importante en la lucha contra la violencia hacia la mujer”.

“La violencia se escucha pared contra pared, por lo que cuando se dan esos casos no debemos quedarnos callados, debemos actuar con responsabilidad y entender que en nuestras manos está la posibilidad de evitar más abusos y salvar una vida”, dijo.

Agregó que “es importante que tomemos acción como ciudadanos. Por eso hemos preparado un plan de trabajo que inicia con estos encuentros con ustedes, para que aprendamos a ser responsables ante nuestra sociedad”.

Aquí somos padres, hermanos, hijos o tíos de mujeres, y estoy seguro que no nos gustaría que ninguna de las integrantes de nuestras familias, caiga en las garras de la violencia contra la mujer y pierda la vida o sea maltratada. Por eso es importante que entendamos que donde hay una mujer, hay un deber. Tenemos el deber de estar alerta para denunciar la violencia y ponerle freno al agresor que ataca a una vecina, a una compañera de trabajo o de estudios”, sostuvo.

“Debemos terminar con la cultura de que –en pleito de marido y mujer, que nadie se meta-, porque si ese marido, si esa pareja, termina con la vida de esa mujer, nosotros, que sabíamos que eso sucedía, seremos cómplices con nuestro silencio y nos quedará por siempre en la conciencia, que pudiendo hacer algo para evitarlo, preferimos en un momento voltear la cara y cruzarnos de brazos”, expresó Rodríguez.                                                                                                                                                                                             Rodríguez, quien desde que asumió como procurador general de la República anunció que su gestión tendría la prevención entre los ejes principales de su gestión como brazo ejecutor de la política criminal del Estado, siendo la violencia hacia la mujer una prioridad inmediata, ha estado sosteniendo encuentros con diferentes sectores de la sociedad que inciden de forma directa tanto en el sistema de protección y apoyo a las víctimas de este flagelo, como con las instituciones de responsabilidad directa en respuesta y auxilio a las mismas.

Deja un comentario