Jean Alain Rodríguez, director del CEI-RD

SANTO DOMINGO. El procurador general de la República invitó a todos los actores del sistema de Justicia, a trabajar como equipo y producir una mayor coordinación para manejar los grandes retos, recuperar la confianza de la sociedad y responder al llamado de todos los dominicanos contra la impunidad.

La Justicia, dijo Jean Alain Rodríguez, “ es un ideal por el que vale la pena luchar todos los días, tal y como hicieron los Padres de la Patria, que lucharon incansablemente por una República libre, independiente y democrática, donde nadie pudiera ser juzgado sino por un tribunal competente”.

Destacó que el sistema de Justicia “ha evolucionado, pero siempre puede ser mejor, y podemos y debemos perfeccionar nuestra capacidad de dar a cada quien lo que la ley establece”, que es “un compromiso permanente para todos los actores del sistema, que nos obliga a reflexionar y evaluar continuamente nuestras acciones”.

Rodríguez en su intervención en la celebración del Día del Poder Judicial, dijo que aprovecha la solemne ocasión “para afirmar que el Ministerio Público está comprometido a responder de manera contundente al reclamo de los dominicanos que sienten que nos ahoga la impunidad, y que aquellos llamados a servirles y protegerles solo están dedicados a servirse y protegerse a sí mismos”.

Manifestó que “la respuesta que anhela la sociedad y el éxito que necesitamos, exige que todos cumplamos a cabalidad nuestro rol, e invita a todas las partes que integran el sistema a trabajar como equipo y lograr una coordinación eficiente de jueces, fiscales y defensores públicos”.

Explicó que uno de los principales retos del sistema, que demanda un esfuerzo más coordinado, es introducir las mejoras necesarias para agilizar los procesos en materia penal, cambios enfocados principalmente en la reducción de los aplazamientos de las audiencias, en el traslado efectivo de los imputados, el cumplimiento de los plazos legales y en el descongestionamiento de las cárceles.

Nosotros, reflexionó Rodríguez, “tenemos un compromiso que nos impide renunciar al ideal de justicia. Al contrario, tenemos que trabajar para ella, y poner a su disposición todo nuestro intelecto y capacidad de trabajo; porque los jueces y fiscales son custodios de algo que es mayor que nosotros mismos”.

Deja un comentario