El decano de la Facultad de Ciencias de la Salud de la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD), Wilson Mejía, propuso que se realice una revisión curricular total de la carrera de medicina, a fin de detectar las debilidades y poder corregirlas.

Mientras que el rector de la academia, Iván Grullón, consideró que es una responsabilidad compartida entre el Estado y las universidades, lograr mejorar la calidad en la formación de los egresados de medicina.

Ambas consideraciones se dieron ante las declaraciones ofrecidas a LISTÍN DIARIO por los doctores José Joaquín Puello, Julio Amado Castaños Guzmán, César Mella y Jesús Feris Iglesias, de que el país está formando médicos con una visión divorciada de la realidad laboral y las necesidades del sistema sanitario, así como con serias debilidades académicas.

Mejía consideró que se necesita una revisión curricular, porque es una exigencia internacional para mantener la movilidad de los profesores y los egresados.

“Debemos abocarnos a hacer una revisión sobre todo en los planes de estudios, precisamente hoy se está hablando de que los planes de estudios sean por competencia, inclusive, la universidad está acreditada internacionalmente, ya nos están hablando de que para poder mantener la acreditación tenemos que trabajar por la competencia y en este momento estamos iniciando ese trabajo”, explicó el decano.

Indicó que respeta las declaraciones de los especialistas, y que si hay debilidades en la formación, se podrá ver esa revisión.

En la facultad de ciencias de la salud de la UASD hay actualmente 35,000 estudiantes, 22,000 solo de medicina.

Responsabilidad 

El rector de la UASD, Iván Grullón, dijo que no es cierto que en el país hay demasiados médicos, y que una prueba de ello es la falta de especialistas en pueblos de la frontera. “Hay inequidades aquí porque a veces el gobierno dice que hay demasiados médicos, pero aquí casi no hay médicos especialistas en la frontera y todo el mundo necesita atención de salud de primer orden.

Entonces no es cierto, lo que pasa es que no se dedican los recursos para mandar médicos y formar especialistas”, apuntó. Dijo además otro problema es que en las residencias médicas participan 4,000 y solo seleccionan a 800. Según los especialistas Puello, Castaños Guzmán, Mella y Feris Iglesias, las universidades mantienen programas de enseñanza con metodología arcaica y se están formando con debilidades y lagunas los médicos en el país. Además, expresaron su preocupación por la saturación del sistema.

Dejar respuesta