Orb montado por Joel Rosario

Por TOMAS E. MONTAS 

Orb, el ganador del Kentucky Derby, con la monta del sensacional jockey dominicano Joel -Joelito- Rosario, marcado favorito para ganar la triple joya de la hípica norteamericana y Oxbow, el sorpresivo ganador del Preakness Stakes, van este sábado por la revancha en el Belmont Park Stakes de Nueva York, sobre una distancia de 2 mil 400 metros, enfrascados contra doce caballos más que irán hacia la meta al sonido de la canción “New York, New York” en busca de la manta de claveles blancos de la 145 edición del premio, visto por millones en el mundo.

El agotador programa de tres carreras en 5 semanas en distancias más largas que la mayoría de los ejemplares hayan confrontado anteriormente en su trayectoria, es probablemente la tarea más difícil que cualquier caballo se enfrente en su ejercicio como tresañero  y Orb, dotado de una fuerza atropellante buscará vengarse esta vez de Oxbow gracias al compromiso de recorrer la más larga de las distancias donde se prueban los campeones.

La carrera del Belmont que mayor atención copó en su historia fue la que se celebró en el año 2004, que atrajo una audiencia televisiva masiva de 21.9 millones de espectadores y la que tuvo la tasa más alta de visión de hogares fue en1977 cuando Seattle Slew ganó la triple Corona.

Y lejos de las preferencias nacionalistas de los dominicanos que aupan al conductor de Orb, Joel -Joelito- Rosario, abrigan sin embargo el temor de que pueda ocurrir que le formen un puente por el que no pueda pasar, pues esta vez el corcel arrancará del puesto número 5 pero, no obstante a eso, el ganador del Kentucky Derby, de vuelta a casa porque ahí es que corre, cierra en las apuestas como el caballo a batir por su probada resistencia y el hipódromo de Belmont, para este tipo de clásico, tiene una recta final que es de rezar el “Padre Nuestro” y el “Ave María”.

Orb se puso favorito en línea 3-1 desde la víspera enfrentando 13 caballos y el entrenador Shug McGaughey confía en que su potro puede recuperarse de su cuarto puesto detrás de Oxbow en el Preakness

“El ha estado aquí tres semanas y yo creo que tienen que ser de gran ayuda, no solo estar familiarizado con el pie y mentalmente, sino por lo bien que lo hace aquí” dijo McGaughey.

Esta vez “voy a golpear una línea a través del fracaso en el Preakness. No era su día, el día era para el entrenador Wayne Lukas y Oxbow y de Gary Stevens. Pero esta vez nos vamos a reagrupar y espero que puedan ver el caballo aquí el sábado”.

“Creo que Shug ha establecido su caballo como favorito y eso es correcto”, declaró Lukas, que ha ganado 14 carreras de la Triple Corona, como el Belmont cuatro veces. “Pero creo que él sabe que tiene que ocuparse de los negocios en sacarnos del camino, también”.

Orb, guiado por Joel Rosario navegó a sus anchas ante 16 rivales en la media milla del Derby y gana por dos cuerpos y medio, pero en el Preakness el potro no pudo encontrar espacio para correr afuera después de romper el carril uno y Oxbow corrió como en un cable,  de punta a punta, bajo las bridas del veteranísimo Gary Stevens, que repite este sábado.

McGaughey, que ganó el Belmont con Easy Goer en 1989 y que por tanto es muy versado en lo que se necesita para hacer frente a la pista del Bermont, un largo viaje alrededor del amplio ovalo, dijo que realmente el jinete Joel Rosario es el que va a tener que leer la carrera que, sentenció, es eso lo que separa a los mejores jockeys de algunos de los que no lo son”.

“Hay un largo camino por recorrer”, y grandes espacios abiertos a través del punto de partida. Así que es mejor ser paciente. ¿Si no es así, qué te va a llegar a ti? , manifestó el veterano entrenador de Orb, que entra en la carrera con cinco triunfos en nueve apertura para los propietarios de Ogden Mills “Dinny” Phipps y Stuart Janney III., mientras para el ganador del Preakness, el velocista Oxbow, fue a penas su tercera victoria en 11 aperturas como pupilo de Calumet Farm.

El último Derby-Belmont fue ganado por Trueno Gulch en 1995 y el último ganador del Preakness-Belmont lo fue Afleet Alex en el 2005.

El recorrido más holgado, logrado por un ganador del Belmont, lo hizo el inmenso Secretariat con 31 cuerpos de ventaja, marcando el récord de todos los tiempos con 2 minutos y 24 segundos en la joya de 1973 y tanto Orb como Oxbow corren con la línea de sangre de ese monstruo que fue de las carreras de caballos.

En la jornada de este sábado compite una jocketta, la valerosa Rosie   Napravnik, sobre Unlimited Budget. Ella corrió también en el Preackness. En el 1993 Julie Krone se convirtió en la primera mujer jinete en ganar una carrera de la Triple Corona, cuando guió a la victoria a Colonial Affair.

El aparato de salidas y los niveles de favoritismo de cada uno de los ejemplares a la largada es el siguiente: Frac Daddy (Alan García, 30-1), Friend Child (Luis Saez, 8-1), Overanalyze (John Velázquez, 12-1), Giant Finish (Edgar Prado, 30-1), Orb (Joel Rosario, 3-1), Incógnito (Irad Ortiz, Jr., 20-1), Oxbow (Gary Stevens, 5-1), Midnight Taboo (Garrett Gómez, 30-1), Revolucionary (Javier Castellano, 9 -2), Will Kake Charge  (Jon Court, 20-1), Vyjack (Julien Leparoux, 20-1), el Palace Malice (Mike Smith, 15-1), Unlimited Budget (Rosie Napravnik, 8-1) y Golden Soul (Robby Albarado, 10-1).

Dejar respuesta