Embarazadas

Ginebra, (EFE).- La Organización Mundial de la Salud (OMS) aclaró hoy que “la mayoría de mujeres en áreas afectadas por el zika darán a luz niños normales” y que los exámenes de ultrasonido no pronostican de manera fiable los casos de microcefalia, salvo en casos extremos. Asimismo, manifestó que las prácticas sexuales seguras contra el zika incluyen el uso correcto y regular de preservativos, que consideró el método más efectivo para la protección contra enfermedades de transmisión sexual. El virus del Zika ha sido encontrado en el semen humano y existe un estudio que identificó un caso de transmisión de esta enfermedad por la vía sexual, recordó la OMS en una guía que contiene una serie de consejos para las mujeres gestantes o que desean quedar embarazadas en zonas afectadas.

“Todos los hombres y mujeres que viven o regresan de áreas donde el zika está presente, especialmente las embarazadas y sus parejas, deben recibir consejos sobre los riesgos potenciales de transmisión sexual para garantizar prácticas sexuales seguras”, precisó la organización.

El virus del zika ha sido detectado en cerca de treinta países en América Latina y el Caribe, además de casos llevados a otras regiones, incluso a China y Australia, por viajeros. La OMS, la entidad que es el referente mundial en cuestiones sanitarias, declaró el pasado 1 de febrero una emergencia sanitaria internacional por la multiplicación de casos de microcefalia en recién nacidos en Brasil. Existen fuertes sospechas de que ese defecto puede estar relacionado con la expansión del virus del zika en ese país y, posteriormente, en otros de la región, pero todavía no existe evidencia científica para afirmarlo categóricamente.

Ante el temor causado por esta enfermedad y las especulaciones que está generando, la OMS divulgó un documento que aclara varias dudas, sobre todo entre las mujeres. En este sentido, afirmó que aunque “el virus ha sido detectado en la leche materna, no existe actualmente evidencia de que sea transmitido a los bebes por la lactancia”. A las gestantes o mujeres que planean tener un hijo, la OMS les pide que “tomen medidas preventivas extras para protegerse de la picadura del mosquito” que actúa como vector del zika y que también transmite el dengue y el chikungunya.

Entre las medidas de protección mencionadas se encuentra el uso de repelentes sobre la piel descubierta o sobre la ropa, que deben contener DEET, un ingrediente habitual en estos productos. La OMS asegura que el uso de repelentes “es seguro para las mujeres embarazadas”.

Asimismo, sugiere el uso de ropa de colores claros que cubra el cuerpo tanto como sea posible. En los hogares, se menciona la conveniencia de utilizar protecciones contra mosquitos en las ventanas y puertas, o mantenerlas cerradas, así como de dormir con mosquiteros, sobre todo durante el día, periodo en el que el mosquito es más activo.

De manera general, la OMS también recomienda eliminar todos los lugares donde el mosquito pueda alimentarse y limpiar de forma cuidadosa todos los recipientes de agua, cualquiera que sea su tamaño, y luego mantenerlos cerrados. Por otra parte, la organización considera que las mujeres que quieran interrumpir su embarazo por miedo a la microcefalia deben “tener acceso a servicios de aborto seguro de acuerdo a la ley”.

Agrega que en aquellos países donde el aborto está prohibido o restringido las mujeres deben recibir “información exacta y consejo sobre las opciones que tienen”. En cuestión de viajes, la OMS señala que “las mujeres deben determinar el nivel de riesgo que quieren asumir con respecto al zika” y planificar sus desplazamientos en función de ello. EFE

Deja un comentario