Washington, (EFE).- El presidente estadounidense, Barack Obama, conversó hoy por teléfono con su homólogo turco, Recep Tayyip Erdogan, para expresar sus “condolencias” y ofrecer “asistencia” en la investigación del atentado del aeropuerto de Estambul de ayer, que dejó al menos 41 muertos y más de 200 heridos.

“Esta mañana, el presidente habló por teléfono con el presidente Erdogan de Turquía”, señaló Josh Earnest, portavoz de la Casa Blanca a los periodistas que acompañan a Obama en su viaje a Ottawa para participar en la Cumbre de Norteamérica, junto a los líderes de Canadá y México.

“En el contexto de esa llamada”, agregó Earnest, Obama “ofreció cualquier tipo de asistencia que los turcos puedan aprovechar a medida que efectúan la investigación” del ataque y “toman más pedidas para fortalecer la seguridad en el país”.

El portavoz señaló que el mandatario “expresó también sus profundas condolencias en nombre del pueblo estadounidense por las vidas perdidas en el atentado del aeropuerto de Estambul”.

Ningún grupo se ha atribuido, de momento, la responsabilidad del atentado, pero la pasada madrugada el primer ministro turco, Binali Yildirim, señaló que “los primeros indicios apuntan al Estado Islámico (EI)” como autor de la masacre.

Earnest evitó confirmar este punto y se limitó a asegurar que “cualquier información que obtengamos que pueda ser de utilidad para la investigación turca, desde luego la compartiremos” con las autoridades.

Deja un comentario