Hangzhou (China), EFE.- El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, valoró el trabajo junto a Turquía para debilitar al Estado Islámico (EI) en Siria, pero comunicó a su homólogo turco, Recep Tayyip Erdogan: “ahora tenemos que terminar el trabajo”.

“Nuestros ejércitos, nuestro refuerzo de la ley y la cooperación en inteligencia han ayudado a hacer retroceder al EI, especialmente a lo largo de la frontera entre Turquía y Siria. Pero ahora tenemos que terminar el trabajo”, dijo Obama a Erdogan en un encuentro en Hangzhou (este de China), donde hoy comienza la cumbre del G20.

Obama y Erdogan acordaron también continuar impulsando una “transición política pacífica” para Siria, afirmó el presidente de EEUU durante el primer encuentro entre ambos desde el fallido golpe de Estado en Turquía del pasado julio.

El presidente estadounidense reiteró el apoyo de Estados Unidos a Turquía tras lo ocurrido, y aseguró que, “al tomar las calles para resistir el intento de golpe de Estado, el pueblo turco afirmó una vez más su compromiso con la democracia”.

Asimismo, subrayó el compromiso de Estados Unidos con “investigar (la intentona golpista) y traer a la Justicia a quienes hayan perpetrado estas acciones ilegales”.

“Le he asegurado (a Erdogan) que nuestras instancias judiciales y el equipo de seguridad nacional continuarán cooperando con las autoridades turcas para determinar cómo nos aseguramos de ello”, agregó.

Erdogan acusa al predicador residente en Pensilvania (EEUU) Fetullah Gülen de la fallida asonada del 15 de julio, y pide a Washington que le extradite, algo que volvió a hacer hoy en su encuentro conObama.

No obstante, Erdogan agradeció el apoyo ofrecido por Estados Unidos tras los sucesos de julio, y declaró que ambos son “socios estratégicos”.

Siria fue el tema principal que discutieron ambos líderes, después de que Turquía lanzara una ofensiva militar el 24 de agosto en coordinación con la coalición antiyihadista que encabeza Estados Unidos y con el apoyo de brigadas locales del Ejército Libre Sirio (ELS).

Si bien ambos combaten juntos al EI, Turquía lucha también contra las milicias kurdosirias de las Unidades de Protección del Pueblo (YPG), que reciben apoyo de Estados Unidos.

Además de su encuentro con Erdogan, Obama podría mantener otro no oficial hoy con su colega ruso, Vladímir Putin, para discutir un posible alto el fuego que permita introducir más ayuda humanitaria en Siria

Deja un comentario