SANTO DOMINGO.- El ministro de Relaciones Exteriores, Andrés Navarro, afirmó este viernes que se debió a una confusión de la institución, que los embajadores y cónsules acreditados en el país y en el exterior no hayan presentado su declaración jurada de patrimonio, tal como lo establece la Ley 311-14, situación que será corregida en breve plazo, luego de un diálogo directo con la Cámara de Cuentas y la Procuraduría General de la República.

Navarro precisó que se reunió con la presidenta de la Cámara de Cuentas Licelot Marte de Barrios, con quien abordó el tema con gran preocupación, y se comprometió a dar respuesta inmediata a la situación que envuelve a los referidos funcionarios de la Cancillería, ya que debido a una confusión en la interpretación de la ley, los embajadores y cónsules no recibieron a tiempo la debida orientación  por parte de la institución.

“Desde el inicio de nuestra gestión hemos mantenido el firme e inquebrantable compromiso de desarrollar una administración pública diáfana, transparente e irrestrictamente apegada a los mandatos de la ley, por lo que, tras enterarnos que se estaba sucediendo ese incumplimiento de la ley, como consecuencia de una confusión, hemos instruido a la Dirección de Recursos Humanos y a la Consultoría Jurídica de la Cancillería para que contacten a todos los embajadores y cónsules para que procedan a la preparación y entrega de sus declaraciones juradas de bienes en el menor tiempo posible”, declaró el ministro Navarro en rueda de prensa celebrada en la sede de la institución.

El canciller Navarro informó, asimismo, que conversó con el Procurador General de la República, doctor Francisco Domínguez Brito, a quien explicó sobre la confusión institucional, afirmándole que “los embajadores y los cónsules que no han presentado sus declaraciones juradas no pretendieron violentar la ley en ningún momento, sino que recibieron una orientación inadecuada por parte de la Cancillería a finales del pasado año, debido a la confusión institucional en la interpretación de la norma”.

Manifestó que en tal sentido se ha solicitado un margen de tiempo para la debida entrega de las declaraciones, en las cuales los embajadores y cónsules están trabajando actualmente.

“La Cancillería reconoce la confusión que se ha generado con el tema del cumplimiento de la declaración jurada de patrimonio que deben hacer los funcionarios, pero damos seguridad a la sociedad dominicana, a la presidenta de la Cámara de Cuentas y el magistrado procurador Domínguez Brito, que esa situación está siendo corregida en estos momentos, tal como lo ordena la ley”, refirió.

Dijo que la institución estará dando apoyo a todos los embajadores y cónsules que aún no han entregado la declaración para que la depositen ante la Cámara de Cuentas en el menor tiempo posible, “pues las buenas prácticas públicas, el cumplimiento de la Constitución y de las leyes adjetivas, la transparencia y la aplicación de la ética son los pilares en los cuales se sustenta nuestra gestión al frente de este ministerio”.

Deja un comentario