La “primera familia de Marvel” ha sufrido algunos dolores del crecimiento. Mientras que otras historietas de Marvel como X-Men y Avengers han construido grandes imperios del cine con series que facturan miles de millones de dólares, Los 4 Fantásticos han tropezado con malas adaptaciones.

Primero estuvo la película producida por Roger Corman que ni siquiera llegó al cine en 1994, y después dos cintas con malas reseñas pero ingresos de taquilla decentes en 2005 y 2007 con Chris Evans (quien despúes sería el Capitán América) en el papel de la Antorcha Humana. Los 4 Fantásticos es una de las series más longevas y adoradas de Marvel. Creados por Stan Lee y Jack Kirby, los científicos convertidos en superhéroes eran cercanos y a la vez irónicos en sus interacciones como equipo, incluso cuando no estaban luchando contra supervillanos.

Cuando la serie debutó en 1961, fue una revelación que ayudó a crear la voz de Marvel y allanó el camino para Spider Man. El lado familiar deriva del binomio de hermanos Sue y Johnny Storm, el lazo entre los cuatro después de que obtienen sus poderes, y el hecho de que Sue y Reed Richards se convierten eventualmente en una de las parejas más estables de Marvel. Pero sus películas les han quedado a deber.

Como ha pasado con las nuevas versiones de Spider-Man de Sony, Fox trata de revivir a la familia con un elenco nuevo integrado por Miles Teller, Michael B. Jordan, Kate Mara y Jamie Bell, así como un director prometedor pero poco probado, Josh Trank. La película se estrena esta semana. Trank se dio a conocer con la cinta de suspenso y ciencia ficción “Chronicle”, uno de esos éxitos inesperados que pueden hacer famoso a un director novicio en Hollywood.

Producida apenas con 12 millones de dólares por Fox, “Chronicle” terminó recaudando 126 millones a nivel mundial en 2012. Por eso no hubo mucho que pensar al considerar a Trank para revivir “Los 4 Fantásticos”, que tiene una historia similar.

Deja un comentario