Miami (EE.UU.),(EFE).- La tormenta tropical Colin, que tocó tierra ayer en la costa sureste de Estados Unidos, se desplaza hoy en paralelo a la costa de Carolina del Norte dejando intensas lluvias a su paso, informó hoy el Centro Nacional de Huracanes (CNH).

Colin presenta vientos máximos sostenidos de 85 kilómetros por hora y se encuentra a 75 kilómetros al sur de Wilmington, en Carolina del Norte, y a 280 kilómetros del cabo de Hatteras, en este mismo estado, indicó el CNH de Estados Unidos en su boletín de las 12.00 GMT de hoy.

La tercera tormenta tropical de la temporada de huracanes en el Atlántico se mueve muy rápidamente hacia el noreste con una velocidad de traslación de 54 kilómetros por hora. Según un probable patrón de trayectoria del CNH, el centro de Colin “debería desplazarse esta mañana cerca o en paralelo a la costa de Carolina del Norte” para luego alejarse de la cadena de islotes costeros mar adentro, señalaron los meteorólogos.

No obstante, los científicos vaticinan que Colin perderá sus características tropicales en las próximas 48 horas. Se ha levantado el aviso de tormenta tropical (paso del sistema en 36 horas) a lo largo de la costa atlántica al sur de Surf City, en Carolina del Norte, y se mantiene desde Surf City hasta la ensenada de Oregon, en Carolina del Norte.

La tormenta tropical, que causó corte de luz e inundaciones en varias zonas de la costa oeste de Florida, se encuentra cerca de la latitud 33.6 norte y la longitud 77.8 oeste. Se espera que Colin produzca acumulaciones de lluvia de 76 a 172 milímetros en el este de Carolina del Norte y el centro de Florida.

Los expertos del CNH advirtieron de que la combinación de marejadas y marea pueden causar inundaciones en zonas cercanas a la costa normalmente secas, por el aumento del nivel de las aguas.

Colin, que se formó el pasado domingo sobre el norte de la península de Yucatán (México), es la tercera tormenta tropical que se forma este año en la cuenca atlántica y la más temprana de la que hay registro.

La temporada ciclónica en el Atlántico comienza el 1 de junio y termina el 30 de noviembre. Hasta el momento se han formado tres tormentas tropicales en la cuenca atlántica, Alex (que se transformó en huracán), Bonnie y la actual, Colin, las dos primeras formadas antes del comienzo de la temporada de huracanes.

Administración Nacional de Océanos y Atmósfera (NOAA) precisó la semana pasada en un informe que se prevé para este año la formación de 10 a 16 tormentas tropicales, de las cuales entre 4 y 8 llegarían a huracanes. El organismo precisó que entre 1 y 4 de los huracanes previstos para 2016 lo serán de categoría mayor en la escala de intensidad de Saffir-Simpson, de 5 niveles. EFE

Deja un comentario