GUATEMALA.-  La exvicepresidenta de Guatemala Roxana Baldetti (2012-2015), en prisión preventiva desde el 21 de agosto acusada de corrupción, será trasladada hoy de una cárcel dentro un cuartel militar a un centro de detención con presas comunes, informaron diversas fuentes.

El Ministerio de Gobernación (Interior) detalló a través de sus cuentas en redes sociales que “mantiene la postura de cumplir la orden de juez para trasladar hoy a la señora Baldetti”, quien se encuentra en una cárcel habilitada en el cuartel militar Matamoros, en el centro de la Ciudad de Guatemala.

“No existe otra notificación que cambie la instrucción judicial”, añadió la cartera que dirige Eunice Mendizábal.

La hora del traslado no será divulgada, de acuerdo a disposiciones de las autoridades penitenciarias del país.

La defensa de Baldetti solicitó la suspensión del traslado al argumentar que su vida corre riesgo.

La exvicepresidenta fue arrestada en un hospital el 21 de agosto y la Policía Nacional Civil, a cargo del Ministerio de Interior, la llevó presa a la cárcel del cuartel militar, pese a que ninguna mujer había sido trasladada anteriormente a Matamoros.

El ministerio modificó ese mismo 21 de agosto un acuerdo ministerial y lo publicó el día 24, para habilitar el ingreso de mujeres a la cárcel del cuartel, en la que anteriormente solo habían reos de sexo masculino, como el expresidente Alfonso Portillo.

El juez a cargo del caso en contra de Baldetti, Miguel Ángel Gálvez, determinó el 26 de agosto que la sindicada debía ser trasladada al centro de prisión preventiva Santa Teresa, situado al norte de la Ciudad de Guatemala.

Los medios locales divulgaron hoy imágenes de la supuesta prisión de Baldetti en Matamoros, en la que se evidencia una sala y más de una habitación para la exvicepresidenta.

“No corresponden las fotografías. Lo desmiento”, aseguró Mendizabal en declaraciones divulgadas por las mismas redes sociales de Interior.

Baldetti dimitió el pasado 8 de mayo después de que su secretario privado, Juan Carlos Monzón Rojas, fuera señalado el 16 de abril como el principal líder de una millonaria red de corrupción dentro del ente recaudador de impuestos.

Monzón Rojas está prófugo de la justicia desde ese mismo 16 de abril, día en el que se encontraba con Baldetti en Corea del Sur acompañándola en una charla académica.

De acuerdo con la investigación del Ministerio Público y la Comisión Internacional Contra la Impunidad (CICIG), Baldetti y el presidente del país, Otto Pérez Molina, eran los verdaderos comandantes de la estructura criminal, que supuestamente se adueñó de cifras millonarias.

Las principales evidencias en contra de los gobernantes fueron recopiladas el 16 de abril durante los decomisos y operativos en los que se detuvo a más de 20 supuestos miembros de la red, incluidos altos funcionarios y trabajadores aduaneros.

Baldetti está acusada de cohecho pasivo, asociación ilícita y defraudación aduanera.

El juez Gálvez programó para diciembre la próxima audiencia en contra de la exvicemandataria, en la que se determinará si el caso va a debate oral y público. EFE

Deja un comentario