México, (EFE).- Un juez mexicano concedió hoy la suspensión provisional de la extradición del capo Joaquín “el Chapo” Guzmán, después de que sus abogados interpusieran dos peticiones de amparo contra el proceso, informó a Efe el Consejo de la Judicatura Federal (CJF).

La suspensión de oficio se concedió según lo previsto en la Ley de Amparo, que así lo establece cuando este recurso se interpone contra actos que impliquen privación de la vida, ataques a la libertad, deportación o extradición, entre otros.

Lo que sigue es que, si se cumplen las condiciones necesarias, se llegue a la suspensión definitiva, cuando el juez examine los amparos presentados este lunes por la defensa del narcotraficante contra el proceso de extradición a Estados Unidos.

El abogado José Refugio Rodríguez dijo a la prensa que en el caso del requerimiento de una corte en Texas las pruebas no son suficientes para enjuiciar a Guzmán, mientras que en el de California los delitos por los que se pide la extradición están prescritos a la luz de la legislación mexicana.

La fuente del CJF recordó que “el Chapo” todavía tiene que ratificar estos amparos, presentados en la Ciudad de México, para lo cual tiene un plazo de 72 horas.

El amparo interpuesto semanas antes por los letrados Juan Pablo Badillo Soto y José Luis González Meza, por la supuesta inconstitucionalidad de la extradición, quedó sin efecto, dado que el líder del cártel de Sinaloa dijo desconocerlos.

La Secretaría de Relaciones Exteriores anunció el pasado 20 de mayo su decisión de conceder la extradición de Guzmán, unos días después de recibir dos opiniones jurídicas en favor de la entrega a EE.UU. -donde enfrenta numerosos cargos- para que sea procesado en dos tribunales.

El narcotraficante fue recluido el 8 de enero pasado en la prisión del Altiplano, en el central Estado de México, tras ser recapturado en su estado natal de Sinaloa, seis meses después de que se fugara de ese penal a través de un túnel de 1,5 kilómetros.

A principios de mayo pasado, Guzmán fue trasladado desde el Altiplano a otra prisión ubicada en Ciudad Juárez, fronteriza con Estados Unidos.

Los expertos han dicho que la extradición puede tardar más de un año, ya que una vez resuelto el amparo, el capo tiene derecho a una revisión, que podría llevar el asunto hasta la Suprema Corte. EFE

Deja un comentario