El Ministerio de Asuntos Exteriores de Israel aseguró hoy que “lamenta” la decisión del Vaticano de “reconocer” sobre papel a Palestina como estado con la firma hoy del primer acuerdo entre la Santa Sede y el Estado de Palestina, informaron fuentes oficiales.

“Este paso apresurado hace daño a la perspectiva para avanzar un acuerdo de paz y daña el esfuerzo internacional para convencer a la Autoridad Palestina de que regrese a negociaciones directas con Israel”, afirma el portavoz de Exteriores Emanuel Nahson en una nota.

El escrito añade que Israel lamenta también “el texto unilateral en el acuerdo que ignora los derechos históricos del pueblo judío en la tierra de Israel y a los lugares sagrados para el judaísmo en Jerusalén”.

“Israel no puede aceptar determinaciones unilaterales en el acuerdo que no toman en cuenta los intereses esenciales de Israel y el estatus especial histórico del pueblo judío en Jerusalén”, dice Nahson, quien advierte que el país “estudiará en detalle el acuerdo y sus implicaciones para la cooperación futura entre Israel y el Vaticano”.

La firma del acuerdo se produjo hoy en el Vaticano y el texto trata aspectos esenciales de la actividad y funcionamiento de la Iglesia católica en territorio palestino, informó la Santa Sede.

Su firma supone una muestra de apoyo del Vaticano a la solución de dos Estados y pretende ayudar al reconocimiento de una Palestina independiente.

El texto da seguimiento al Acuerdo de Base que firmaron la Santa Sede y la Organización para la Liberación de Palestina (OLP) el 15 de febrero de 2000.

El ministro de Exteriores palestino, Riad al Malki, destacó el carácter “histórico” del acuerdo, que “por primera vez incluye el reconocimiento oficial de la Santa Sede de Palestina como un Estado” y supone “el reconocimiento del derecho del pueblo de Palestina a la autodeterminación, libertad y dignidad en un estado independiente, libre de las trabas de la ocupación”.

Al Malki señaló que el texto destaca “el estatuto especial de Palestina como cuna de la cristiandad y de la religiones monoteístas” y que el Estado palestino “reitera su compromiso con el combate contra el extremismo”.

Deja un comentario