WASHINGTON.- La aerolínea American Airlines identificó hoy al piloto que falleció ayer en un vuelo entre las ciudades estadounidenses de Phoenix y Boston, lo que obligó a un aterrizaje de emergencia.

Se trata del capitán Michael Johnson, de 57 años, que falleció en pleno vuelo, posiblemente al sufrir un ataque de corazón y quien en 2006 fue sometido a una operación de doble bypass.

Otro oficial tomó el control de la nave, con 147 pasajeros a bordo, y aterrizó de emergencia en Siracusa, en el estado de Nueva York.

Johnson era un experimentado piloto con más de veinte años de experiencia en aviación comercial.

Los pilotos de aerolíneas tiene que superar exámenes físicos anuales, mientras que los capitanes con más de 40 años de edad, como en el caso de Johnson, estas revisiones se dan cada seis meses.

Según datos del la Administración Federal de Aviación (FAA) estadounidense, desde 1994 han fallecido ocho pilotos durante vuelos comerciales. EFE

Deja un comentario