Los comentarios de Carla Medina, Axel Escalante y Juan Pablo Fernández-Feo sobre lo que vimos en la alfombra roja de la gala del MET fueron hilarantes, sobre todos los que apuntaron al Roberto Cavalli que lució Kim Kardashian.

Son de diferente color, uno es blanco y otro es negro y morado. El diseñador es diferente, el deBeyoncé era de Givenchy y el de Kim es parte de la primera colección de Peter Dundas como director creativo de Roberto Cavalli. Sin embargo las similitudes son impactantes, las transparencias, el ajuste de la cintura, los bordados estratégicos, la forma de los hombros, la larga cola y las plumas.

Otra coincidencia es que Kardashian, que era del comité anfitrión de la Gala de este año y se la esperaba de las primeras, hizo su aparición casi de las últimas, al igual que hizó Beyoncé hace 3 años.

Medina no se aguantó y tuvo que decir que dicho vestido era muy parecido al que usó cierto personaje durante su boda.

Deja un comentario