Guatemala (EFE).- La Asociación de Periodistas de Guatemala (APG) manifestó ayer su “repudio” al “incremento acelerado de agresiones” contra comunicadores en el país durante 2015, y denunció el “intento constante de sabotear su trabajo informativo”.

“Durante todo el año hemos tenido que emitir alertas para prevenir o condenar los hostigamientos a que se ha visto sometido el gremio”, aseveró la Comisión de Libertad de Prensa de la APG en un comunicado.

“Solo en las últimas semanas esta comisión ha documentado una serie de violaciones a la libertad de expresión que son sumamente preocupantes”, añadió la entidad gremial.

La APG detalló que el corresponsal del matutino Nuestro Diario Antonio Chitop fue “amenazado” por un funcionario de salud local en el departamento de Quiché (norte), supuesto miembro de la agrupación política de oposición Libertad Democrática Renovada (Lider).

También denunció que la seguridad del expresidente del país Alfonso Portillo (2000-2004) “impidió de manera agresiva” que el reportero del canal Guatevisión Víctor Velásquez llevara a cabo una entrevista con el exmandatario en Retalhuleu (suroeste).

De acuerdo con la misma fuente, otro periodista de Guatevisión, Alberto Cardona, “fue amenazado por dos supuestos delincuentes cuando realizaba un enlace en vivo” en un mercado de la Ciudad de Guatemala.

La APG recordó que los corresponsales de los matutinos Nuestro Diario y Prensa Libre fueron “retenidos” este mes por trabajadores de la empresa energética Jaguar Energy, en Escuintla (sur), mientras que el director del semanario ContraPoder y del medio electrónico Diario Digital, Juan Luis Font, fue denunciado ante la Justicia por los supuestos delitos de lavado de dinero y testaferrato.

La lista de agresiones en las últimas semanas también incluye la clonación de la página digital de Prensa Libre para atacar a Font, y las amenazas sufridas por los comunicadores Héctor Ramírez y Fernando Requena, del medio televisivo Canal Antigua, por supuestos seguidores de una alcaldesa en el departamento de Petén (norte).

Por último, recalcó que el comunicador Edwin Pitán de Prensa Libre fue “agredido por la seguridad” del candidato vicepresidencial de Lider, Édgar Barquín, y que corresponsales del mismo medio y Nuestro Diario en Quetzaltenango (oeste) “también fueron agredidos por pobladores” quienes “incluso intentaron lincharlos al rociarles gasolina”, además de robarles su equipo.

“Ante la reiterada violación a garantías constitucionales y agresiones en contra de nuestros colegas, la Comisión de Libertad de Prensa de la APG condena y repudia las acciones de políticos, fuerzas de seguridad y grupos de pobladores que han incurrido en todos estos hechos delictivos”, concluyó la nota de prensa.

Guatemala ha contabilizado los asesinatos de ocho periodistas durante los últimos tres años.

La nación centroamericana celebrará elecciones generales el próximo 6 de septiembre.

Deja un comentario