PARÍS, EFE.- El portavoz del Gobierno francés, Stéphane Le Foll, señaló hoy que su país no extraditará a la República Dominicana a los dos pilotos franceses que están condenados allí por tráfico de drogas y que se dieron a la fuga la semana pasada.

Le Foll explicó a radio “RTL” en una entrevista que la normativa francesa establece que no se extraditan a nacionales, después de que el fiscal general de la República Dominicana anunciara ayer que va a lanzar una orden internacional de captura contra Pascal Fauret y Bruno Odos, que se encuentran en Francia.

“No extraditamos a ciudadanos franceses cuando están en nuestro territorio”, recordó el ministro portavoz, que añadió que “somos un gran país, respetamos el derecho”.

No quiso entrar directamente en la cuestión de una posible detención de Fauret y Odos, condenados en primera instancia a una pena de 20 años de prisión por narcotráfico y que se encontraban en libertad pero con la imposibilidad de salir de la República Dominicana, en espera de un nuevo juicio en apelación.

No obstante, hizo referencia a una posible búsqueda de responsabilidades al hacer notar que la justicia francesa tiene abierta una causa como consecuencia de los hechos en los que los pilotos fueron implicados.

En cualquier caso, Le Foll reiteró que las autoridades de su país no han estado implicadas en la fuga de Fauret y Odos: “Francia no tiene nada que ver con lo que ha pasado y con la historia de esos dos pilotos”.

También quiso dejar claro que la embajada francesa en la República Dominicana continuará prestando ayuda consular a los otros dos franceses condenados en el mismo sumario, y que esperan en el país caribeño el proceso en apelación.

Los cuatro franceses fueron arrestados en el aeropuerto de Punta Cana (este dominicano) en marzo de 2013 cuando se disponían a despegar con rumbo a Saint-Tropez (Francia) en un avión Falcon en el que las autoridades dominicanas hallaron cerca de 700 kilogramos de cocaína, valorados en 30 millones de euros.

Los pilotos, que desde entonces han asegurado desconocer el contenido de las 26 maletas donde iba la droga, han justificado su huida a Francia con el argumento de que no hay justicia en la República Dominicana y de que fueron condenados por ser franceses. EFE

Deja un comentario