El cadáver de una mujer fue encontrado calcinado esta mañana en un callejón ubicado en la avenida Núñez de Cáceres casi esquina 27 de Febrero.

El hallazgo lo hizo Juliend Roland, encargado de seguridad de una propiedad que al parecer está abandonada, quien dijo que mientras hacía la ronda acostumbrada, al rededor de las seis de la mañana, se percato de que algo se estaba quemando en la parte delantera de la residencia, por lo que se apersono al lugar encontrando el cadáver.

Se presume que la mujer había sido degollada antes de incinerarla.

Residentes del lugar aseguran que en ese pequeño espacio vacío, donde fue encontrado el cadáver, se presta para que los delincuentes hagan sus fechorías.

El callejón está ubicado detrás de un zinc, donde cuelgan anuncios publicitarios, y próximo a una propiedad que pertenece a la Iglesia Católica donde funciona un ministerio.

Al lugar llegaron oficiales de la Policía, quienes se llevaron al encargado de seguridad para fines de investigación.

Deja un comentario