Uno de los motores del avión militar que se estrelló el martes y mató a unas 140 personas falló momentos antes del accidente en una zona residencial de la ciudad de Medan, en la isla de Sumatra, confirmó hoy la Fuerza Aérea de Indonesia.

El jefe de la Fuerza Aérea, Agus Supriantna, dijo que aún investigan la causa del siniestro, pero confirmó el falló en uno de los motores del Hércules C-130 construido en 1964 y añadió que el aparto golpeó una antena de radio de unos 35 metros de altura antes de precipitarse contra una casa y un hotel, según el medio digital Deitk.

El militar declaró a los periodistas en Medan que todavía no hay fecha para la presentación del informe de la investigación.

El piloto solicitó permiso a la torre de control para regresar unos minutos después de despegar de la base aérea Angkatan Udara Suwondo debido a un problema en uno de los motores.

Fuentes del equipo responsable de la identificación de las víctimas indicaron que tienen 142 bolsas de plástico con restos humanos en el Hospital Adam Malik, en Medan, y precisaron que han identificado 63 muertos hasta la fecha.

Las operaciones entre los escombros en la zona del siniestro prosiguieron hoy y avanzaron más rápido con el refuerzo de maquinaria pesada y voluntarios.

Las autoridades prevén dar por concluida la operación de búsqueda y rescate a lo largo del día.

El Hércules, que efectuaba una misión de transporte de personal y logística de unas bases a otras, se estrelló el 30 de junio con 122 personas a bordo, entre pasajeros y tripulantes.

El resto de las víctimas mortales son viandantes y trabajadores que se encontraban en la zona del accidente.

La Fuerza Aérea de Indonesia ha puesto en “cuarentena” la flota de Hércules, después de que el presidente del país, Joko Widodo, ordenase una investigación completa sobre el accidente.

Deja un comentario