SANTO DOMINGO.- El procurador general de la República, Francisco Domínguez Brito, califica de “imprudente y preocupante”, la variación de la medida de coerción que favorece a Pascual Cordero Martínez (El Chino), con prisión domiciliaria.

Informó que dicha variación será apelada considerando que el imputado, alegadamente es sindicado como “el jefe del narcotráfico en el Gran Santo Domingo, y de quien en su momento presentaremos las pruebas, se presume tiene un largo historial de homicidios en sus espaldas del crimen organizado. Estamos hablando de una persona, extremadamente peligrosa para toda la sociedad dominicana”.

Domínguez Brito recordó la intensa labor realizada por los diferentes organismos de seguridad y persecución, para poder dar con la captura de Cordero Martínez, quien figuraba en la lista de los más buscados en República Dominicana.

“Trabajamos intensamente en su captura. Estamos luchando por desarticular totalmente su banda y no vamos a permitir que él narcotráfico se salga con la suya, ni en este caso, ni en ningún otro”, manifestó.

Tras condenar la medida que favorece al imputado dada por la jueza Pilar Rufino, del Cuarto Tribunal Colegiado del Distrito Nacional, Domínguez Brito expresó que dicha variación de medida será de inmediato apelada por el Ministerio Público.

Deja un comentario