SANTO DOMINGO.- Fueron sepultados la tarde de ayer los restos del vicepresidente del Movimiento Patria para Todos (MPT), Ramón Almanzar, quien falleció de un infarto fulminante, en un acto caracterizado por la solidaridad hacia sus familiares.

La multitud que le acompañó hasta su última morada en medio de lágrimas, canciones, poemas, aplausos, reconoció en Almanzar un hombre solidario y honesto que estará presente en cada lucha por la democracia en el país.

El secretario general del MPT, Iván Rodríguez, destacó las cualidades humanas y de honestidad política que caracterizaron al fallecido.

En ese sentido, dijo que Almanzar durante toda su vida resistió todo tipo de intento para hacerle variar sus posiciones, pero que se mantuvo firme en ellas.

Dijo que el ejemplo de honestidad y verticalidad frente a sus ideas será un paradigna para las jóvenes generaciones, hoy que los políticos tradicionales se caracterizan por anteponer sus intereses personales sobre los del país y de malversar los recursos del Estado.

En el acto también habló Amelia, hija de Almanzar, quien expuso que su padre le legó a la familia un gran ejemplo de honestidad y amor que perdurará para siempre en sus descendientes.

En el acto asistieron también Manuel Salazar del Frente Amplio, Narciso Isa Conde, entre otros dirigentes revolucionarios.

Previo al acto de sepultura en el Cementerio Jardín Memorial, se efectuó una ceremonia en el local del Movimiento Patria para Todos, ubicado en la avenida Bolívar número 55.

Entre canciones y poemas fue despedido por sus compañeros de partidos, acto en el cual Fulgencio Severino, candidato a la presidencia del MPT, dijo que Almánzar permanecerá en el corazón de cada dominicano como su ejemplo de honestidad.

El dirigente político, oriundo de Moca, Espaillat, era un reconocido luchador social, que en dos ocasiones fue candidato a la Presidencia de la República por el partido Nueva Alternativa, que entonces encabezaba.

Ingeniero agrónomo, egresado de la Pontificia Universidad Católica Madre y Maestra, laboró por 17 años en la Secretaría de Agricultura. Fue presidente de la Asociación Nacional de Profesionales Agrícolas.

Desde muy joven ingresó a las actividades políticas como militante de la Línea Roja del Movimiento Revolucionario 14 de junio, posteriormente fue de los fundadores del Partido de los Trabajadores Dominicanos (PTD).

Al momento de su muerte estaba casado con la señora María Cantisano con quien había procreado tres hijos.

Deja un comentario