Una comisión del Gobierno se reunió hoy con representantes del Departamento de Agricultura de Estados Unidos para evaluar y revisar los protocolos de control y erradicación de la mosca del Mediterráneo, que ha disminuido las exportaciones de frutas y vegetales dominicanos.

La comisión la encabezaron los ministros Administrativo de la Presidencia, José Ramón Peralta y  de Agricultura, Ángel Estévez, así como por  el general Rafael Emilio de Luna Pichirilo, director de la Defensa Civil y el asesor en política exterior, José Manuel Trullols, quienes se reunieron con representantes del Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (USDA), en la persona de Morgan Perkins, agregado agrícola de la Embajada de EE.UU en el país y Eric Hoffman, oficial del USDA.

Durante el encuentro los coordinadores del Programa para el Control y Erradicación de la Mosca del Mediterráneo (MOSCAMED, explicaron a las autoridades los avances alcanzados  para mantener controlado el brote del insecto, que fue detectado en Punta Cana, provincia La Altagracia.

También explicaron sobre el establecimiento de los protocolos internacionales que se están utilizando para eliminar las mosca, con la ayuda de los técnicos APHIS de los Estados Unidos y Guatemala, y los controles que se han establecido tanto en el área cuarentenaria, como de traslado de frutas y vegetales desde la zona de infestación hacia otras regiones, para evitar la propagación.

José Ramón Peralta, ministro administrativo de la Presidencia, dijo que el gobierno está dando todo el apoyo al ministro de Agricultura para poder erradicar en el menor tiempo el insecto. “ Hemos controlado el insecto y vamos a dar todos los pasos necesarios con el apoyo de las autoridades internacionales para erradicar la mosca del Mediterráneo, a la vez que tenemos el reto de reforzar los sistemas sanitarios para que en el futuro el país no se vea afectado “, manifestó.

Mientras que  Ángel Estévez, ministro de Agricultura, expresó que los técnicos de la entidad hacen todos los esfuerzos necesarios para mantener controlado en la zona del brote el insecto, y dijo que se agilizan la puesta en funcionamiento de la tercera parte del protocolo que es la liberación de machos estériles para que fecunden a las posibles hembras y así eliminar completamente la plaga.

“Estamos colocando todas las trampas necesarias y continuaremos los trabajos de control para evitar que el insecto se propague a otras zonas productivas del país, a la vez que quedara establecido el programa Moscamed para mantener vigilada la incidencia de esta o nuevas plagas en República Dominicana”, sostuvo.

Estévez dijo que en los próximos días serán distribuidas unas 12 mil nuevas trampas en 13 rutas de colocación en toda la zona afectada, y se realizarán labores preventivas en zonas aledañas a la provincia La Altagracia, así como el cumplimiento de las recomendaciones hechas por las autoridades agropecuarias de los Estados Unidos.

Deja un comentario