SANTO DOMINGO. El diputado de la Fuerza Nacional Progresista (FNP), Vinicio Castillo Semán, consideró que el Informe de la Misión de la Organización de Estados Americanos (OEA) hace causa común con la ofensiva diplomática haitiana.

Al mismo tiempo, dijo que con el vecino Estado no hay nada que negociar sobre el tema de las repatriaciones, como recomendó el organismo hemiférico.

Explicó que el informe al valida que existen ciudadanos en riesgo de quedar sin nacionalidad reconocida (apatridia), a sabiendas de la falsedad de dicha acusación, de conformidad con lo establecido por la Constitución de Haití, que señala que los hijos de haitianos son haitianos nazcan donde nazcan.

“Haití acusó ante el mundo y ante la OEA a la República Dominicana de desatar una crisis humanitaria en Haití en capacidad de desestabilizar la región. Haití nos acusó de torturadores, de persecuciones y maltrato producto de repatriaciones masivas”, dijo.

Castillo Semán precisó que la Misión de la OEA vino a comprobar si eso era verdad o mentira. Y sin embargo, han guardado silencio cómplice y bandidesco, dejando ante el mundo esas infamias contra nuestro pueblo sin desmentirlas”, expresó Castillo Semán.

“La OEA llama a la vuelta a la farsa de “diálogo binacional” que durante dos años mantuvo la República Dominicana de mojiganga, sin repatriar a nadie y con la frontera abierta de par en par. Es obvio que el objetivo central es que no haya repatriaciones para seguir invadiéndonos impunemente.

Añadió que no hay nada que negociar con Haití sobre el tema de las repatriaciones. Hay un protocolo firmado entre los dos países de 1999 que responde a los estándares internacionales.

“ El llamado al diálogo para esos fines es una tomadura de pelo contra República Dominicana para que no pueda ejercer su derecho soberano a las repatriaciones de ilegales”, concluyó Castillo Semán.

Deja un comentario