SANTIAGO. El Tribunal Colegiado de la Cuarta Cámara Penal de Apelación del distrito judicial de aquí ratificó la medida de coerción de 12 meses de reclusión contra nueve personas, entre ellas ocho empleados de la Dirección General de Aduanas destacadas en el Aeropuerto Internacional del Cibao, tras acusárseles de robo y lavado de divisas, cuando una pasajera introdujo por esa terminal aérea una maleta repleta de dólares norteamericanos.

Del total del dinero que involucraba el asunto, las autoridades solo pudieron recuperar 136 mil 557 dólares.

Los prevenidos, que deberán cumplir un año de prisión en diferentes cárceles de esta provincia, son el capitán del Ejército Nacional de la República Dominicana Domingo Antonio Pilarte Jiménez, Luz Carolina Infante, Ramón Hipólito Henríquez, Benito Henríquez Tejada, Marcos Daniel Felipe González, Mairelin Rodríguez Batista, Leovigildo Ubiera, Nery del Carmen Correa y la pasajera que trajo la maleta con el dinero, Rosairy Mercedes Quezada.

Los jueces que ratificaron la decisión del juez de la Oficina de Servicios Permanentes de dictarle un año de prisión como medida de coerción a los imputados fueron Francisca García de Fadull, presidenta; Brunilda Castillo de Gómez e Wilson Moreta Tremols.

El pasado 16 de julio, el juez Luis Nobel Gil dictó la medida de coerción contra los prevenidos, tras el Ministerio Público solicitar 18 meses para ellos, pero ante el debate con los abogados defensores de los agraviados, se decidió imponerles 12 meses de prisión.

El Tribunal Colegiado de la Cámara Penal de aquí rechazó el pedimento de los abogados de los imputados para que el caso de revisión de la medida de coerción se conociera de manera individual.

El caso

A finales de junio de este año, ingresó por la terminal del Aeropuerto Internacional del Cibao la joven Rosairy Mercedes Quezada, en un vuelo de Jet Blue, a la que se le confiscó una maleta conteniendo una indeterminada cantidad de dinero.

Luego del conteo, la joven firmó un acta donde se hacía constar la cantidad de 136 mil 557 dólares, pero las autoridades alegaban que era más dinero, unos 292 mil pesos, por lo que faltan 156 mil pesos.

La Dirección General de Aduanas presentó formal denuncia y querella del caso el 7 de julio pasado, cuando comenzaron a realizarse las investigaciones. Fue entonces cuando los empleados de Aduanas en esta ciudad fueron detenidos y posteriormente se reveló un vídeo donde aparecen los implicados en el caso repartiéndose el dinero en cuestión.

Deja un comentario